Andrés Cubas el mejor recuperador de pelota de la Ligue 2

Su nombre no es el que más bulla hace en la plantilla de Nîmes. Detrás de los increíbles Eliassons, Benrahou y Lamine Fomba, alguien tiene que hacer el trabajo bajo a la sombra. Este jugador es Andrés Cubas, el pequeño centrocampista paraguayo (1,66 m). Su gran capacidad, así como su calidad de recuperación son preciosas, y el número 18 de los “Crocos” se ha convertido en uno de los hombres básicos de Pascal Plancque, que lo tituló hasta la fecha en 5 ocasiones de los 6 partidos que se han jugado en la Ligue 2.

Formado en Boca Juniors, en el cálido ambiente argentino, el oriundo de Aristóbulo del Valle, en Argentina. descubrió muy rápidamente el ambiente sofocante de La Bombonera. Tras pasar por el Pescara en la Serie A, ficha por el Nimes en 2020. Su adaptación es expresa en la Ligue 1, su actuación fue aclamada. Hiperactivo, técnicamente preciso, con la estampa que caracterizan a los sudamericanos, dejó un grato sabor en Francia.

 Incluso recibió muchos elogios, como escribió la prestigiosa revista francesa “So Foot” el año pasado. Uno de sus primeros entrenadores, Carlos Bianchi, no dejó de alabarlo: “Me encantó su sentido del sacrificio y su enfrentamiento físico. Su técnica es buena y, a pesar de su pequeña estatura, es una persona muy llamativa. Como centrocampista defensivo, tiene las cualidades para estar al servicio del equipo, tiene una inteligencia táctica interesante”.

En la Ligue 2 de esta temporada, Cubas taclea y recupera mucho en su juego personal, sus oponentes sufren de su buen posicionamiento. Es el jugador que más corta e intercepta jugadas en la liga, con 26 acciones positivas. El paraguayo es temible en los duelos, ganó 30 de 36, cifras muy altas que lo convierten en un monstruoso centrocampista en las primeras jornadas del campeonato, incluso con Fomba junto a él, se convierten ambos en uno de los mejores medios de la Ligue 2.

Fuente: futbolfrances.com

Deja tus comentarios